Hoy en The Last Scene: Man on Fire

Hoy en The Last Scene: Man on Fire

En el 2012 fallece el gran director Tony Scott. Una de los directores de cine más talentosos al momento de realizar acción o ciencia ficción. El mitológico cineasta trabajó en numerosos films con el actor Denzel Washington. Su acoplamiento al momento de rodar hacía llegar grandes blockbusters a la pantalla grande. Hoy en jueves de antaño recordamos quizás uno de los mejores de este duo “Hombre en llamas”.

Un argumento sencillo pero muy bien contado coloca a John Creasy en la vida de Lupita Ramos para ser su guardaespaldas en la ciudad de Mexico. Lupita es secuestrada por una organización y en medio del rescate muere. Creasy decide tomar justicia por sus manos y planea su venganza.

Como podemos ver no es nada que hollywood no nos haya entregado antes, solo que la dirección de Tony Scott le da un toque artístico e interesante a la manera de contar la película. Sin mencionar la incansable excelente interpretación de Denzel Washington y Dakota Fanning.

El rodaje de Man on Fire trajo algunos contratiempos debido a que Scott no pudo filmar en todos los sitios de Mexico que quería debido a conatos de inseguridad que sucedían por esos días a los alrededores de los lugares donde rodaba. Sin embargo logró sustituir estas partes por otras. 

Cuando vamos a ver una película de Denzel Washington tenemos un porcentaje muy alto de seguridad de que va hacer buena, pasa lo mismo con Will Smith por ejemplo. En el caso de Denzel sucede que es muy cuidadoso al momento de escoger el guión, no participa en películas donde el mal resulte victorioso o el racismo no sea abatido. Me parece respetable y comulgo en gran parte con esto. 

En “Hombre en llamas” no es la excepción. A. J. Quinnell realiza un guión muy preciso, redondo, sencillo y sin muchas pretensiones, dejando toda esta carga a la manera de contar la historia. 

Y precisamente en este film donde podemos apreciar un antes y un después en las películas de Scott. La manera de sintetizar las escenas en fragmentos repetidos de una misma secuencia, marco un estilo llamativo, con un toque surrealista y que puede causar desconcierto en el espectador en diversos momentos. Este estilo lo podemos observar nuevamente en Dejà vu con el mismo Denzel.

La escena que vemos en el post trae parte de ese estilo y es un punto de inflexión en la transformación del personaje dentro de la historia. Es por esta y muchas razones más que Man on Fire es nuestra película elegida para disfrutar en este jueves de antaño.

Nos vemos en un próximo post.

0 Comentarios

Dejar un comentario